Raúl Ordóñez

Cultura digital, running y reflexiones personales con acento andaluz

Creo que mi abuela se ha vuelto loca

Definitivamente, la demencia se hace realidad.

Tras un riguroso estudio que he realizado estos días sobre la figura de mi abuela, las hipótesis de partida se han confirmado:

La vejez, no solo enchochea, sino que enverdece. Y es que, la progenitora de mi progenitora no hace más que hablar de pitos, tetas y culos. No importa el tamaño, la forma, o el sujeto que posea tales elementos corporales. Ella, casi con una actitud maniática relaciona todos los objetos de la casa o que ve por televisión (salchichas, paraguas, comidas, móviles, cortes de pelo, …) con genitales másculinos o femeninos.

Lo más curioso de este estudio, es que sus fogosos comentarios van acompañados de sonoras y lujuriosas carcajadas.

El siguiente paso de este estudio será comprobar si todo el tiempo que se pasa cosiendo en su mecedora mientras comenta con total naturalidad las analogías de la vida, lo emplea realmente en confeccionar mantelería para sus nueras o en lencería fina que alimenta sus ánimos de pasión

Seguiremos informando

Nota Bene: este trabajo se ha publicado bajo consentimiento del sujeto objeto del mismo. Te quiero abuelita ;)*

miabuela.jpg

Anterior

LA SEMILLA

Siguiente

Viaje a Escocia….accidentado

3 Comentarios

  1. Perfi

    Ay que me meoooooooo

    Si el jose lUis moreno es un genio, el detecto estas cosas antes que tu raul, es universal, y atacapor igual a amboss sexos..
    de ahi los desfiles de moda en “noche de fiesta” de ahi los chistes del jaimito borromeo que llama domingas a las tetas…de ahi la voz en off del genio…un besiño

  2. Por fin un estudio interesante! y no esos que hablan sobre el tamaño medio del pene de los españoles, la frecuencia de coitos al año, o el número medio de parejas que un hombre “conoce” antes del matrimonio (encuestas que sólo consiguen hundir todavía más mi debilitado ego masculino)

    ….sus fogosos comentarios van acompañados de sonoras y lujuriosas carcajadas —-> jajajajajajajaja.

    Vamos a ver, las personas mayores también tienen derecho a fantasear ¿no? Además, seguro que es mejor terapía para el alzheimer que estar todo el día viendo la tele como hacen otros. Puede que su señorita abuelita todavía se mantenga joven de espíritu y no descarte encontrar un buen mozo con el que llevar a cabo aquellas perversiones sexuales que le rondan la cabeza ¿quién sabe?

    Sin más preámbulos y con la esperanza de no haber ofendido a tan curiosa persona (llamémosla Abuelita de Jasp) me despido. Esperaré ansioso nuevas aportaciones de un tema que nos concierne a todos, por lo menos a mí, porque después de leer esto me voy a pensar dos veces el subir a casa de Jasp, no vaya a ser que la abuelita me vea y…. ejem, mejor me callo.

    Ciao…

  3. Jasp

    jajajajaj joputilla que ereh XDDDDDD

Deja un comentario

Creado con WordPress & Tema de Anders Norén