Basado en hechos reales. Grabadito ahora mismo con el iPhone: una noche cualquiera en un barrio cualquiera de Madrid