Raúl Ordóñez

Cultura digital, running y reflexiones personales con acento andaluz

Cuatro (miles de millones) de ojos, ven mejor que dos.

Con el nacimiento y desarrollo de aplicaciones como Google Earth, se abrió la posibilidad de que miles de millones personas de todo el mundo, fueran capaces de rastrear cada uno de los rincones del planeta tierra, cómodamente desde sus hogares.

Esto, que parece una tontería, es un sueño hecho realidad para muchos. ¿Os imagináis si marinos de otras épocas hubiesen tenido esta herramienta? Yo, cada vez que abro el programa alucino, de verdad.

Pero hay gente mucho más preparada y entendida en el tema, y lo que es peor “enviciada” con este programita, hasta el punto, de que ya es casi habitual leer noticias sobre algún pollo que ha encontrado un crater en mitad de África o un peñón perdido en el pacífico.

crater astroseti.jpg

¿No es sorprendente que aparezcan estos hallazgos en pleno siglo XXI con lo que se supone que estaba avanzada la ciencia?

En fin, que si eres uno de los que rastrea las islas Seychelles en busca de alguna moza tomando el sol, y te topas con un fenómeno geológico, que no humano, fuera de lo normal, Astroseti ha lanzado una página donde puedes comunicar que has encontrado un crater o un impacto de asteoide, y sobre todo, consultar si alguien lo ha visto antes que tu.

Por cierto que en otra ocasión ya hablé de algo parecido.

Anterior

Entrevista a David Sifri, fundador de Technorati

Siguiente

Los piratas no se hundieron

1 Comentario

  1. Pero por ahora nadie ha dado ni con isla Nublar, ni con las instalaciones de la Iniciativa Dharma…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Creado con WordPress & Tema de Anders Norén