Vía | El espíritu de los cínicos