Con mucho acento (y con orgullo)

Para los que somos del sur, pero no vivimos en el sur. Y seguimos manteniendo con orgullo el acento aunque pasen los años, este anuncio es uno de los regalos más grandes que nos ha hecho el marketing. Gracias Cruzcampo. El acento es nuestro tesoro, no lo perdamos nunca. 

La campaña es una genialidad de los buenos amigos de la agencia Ogilvy.